El otro día hablaba con mi amigo M. de las relaciones que tenemos los singles entre nosotros, él comentaba desde su visión de marido y feliz padre de familia.

Criticaba que para nosotros, lo que entendemos como relación humana, era ir a cenar para acostarnos. Se ha perdido la seducción, el pasear por la playa, el compartir un atardecer, los abrazos y los momentos de silencio que tanto dicen, que ahora es todo mucho más agresivo.

Indudablemente que no me molestó la etiqueta que me acababa de colocar, yo sé que soy una single agresiva.

Pero vamos a ver, querido amigo… estamos hablando de dos cosas diferentes.

Tú te quedaste en lo que antes se llamaba “festejar/conquistar” y eso, ya está totalmente en desuso para los que no queremos una relación estable y sólo buscamos momentos placenteros.

No necesitamos, no necesito, atardeceres romanticones, eso lo hacen los novios.

No necesito que me conquisten, ya salgo de casa conquistada para mi fin.

Claro que es muy agradable tener sexo con la persona que amas, pero también es muy agradable sin querrer.

Levantarme cada día sin tener que “cuidar el amor”, sin pensar en nadie más que en mí misma, es lo que he elegido.

De cualquier manera, mi #modusoperandi está cambiando, soy más humana, de verdad.

Antes ni iba a cenar con ellos, ahora en algunas ocasiones compartimos conciertos, deporte, tomamos algo, converso sobre temas banales y algunos hasta me hacen reír!

Tú hablas de amor y yo hablo de sexo.

 

 

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR

Pin It on Pinterest

Share This
A %d blogueros les gusta esto: